Entre transparencias y flores de cerezo

by - 17 mayo

El pasado lunes 5 de mayo se llevó a cabo el evento anual al que toda celebridad quiere ser invitado; la presentación de la exposición del Metropolitan Museum Costume Institute (MET). Este año el tema fue  “China: Through the Looking Glass”, en el que 200 vestidos estarán en exposición hasta el 16 de agosto. 
La intención de la exposición es mostrar la influencia estética de este país en la moda occidental. En ella podemos encontrar un Tom Ford del 2004 para Yves Saint Laurent, hasta un traje del siglo XVIII que pertenecía a un emperador Chino, como también un traje inspirado en la dinastía Ming, de Sarah Burton para Alexander McQueen y un Roberto Cavalli estampado de azul y blanco.


Cientos de invitados se dieron cita para recaudar fondos y vestir los mejores diseños sobre la alfombra roja de 140 metros. Pocas fueron las que siguieron el dress code de la gala y se arriesgaron a la temática de la noche. Entre excesos de rojos escarlata y flores, la gala del MET nos dejó con sabor a poco.

A continuación te mostramos las mejores y peores de una noche que brillo de memes.
Quien nos ha impactado con su estilismo es Sarah Jessica Parker quien vistió un vestido de seda negro y bordado a mano, diseño que pensó en conjunto con el equipo de H&M, y Philip Treacy fue el encargado de tan llamativo tocado. Como una emperatriz, Lady Gaga llevo un diseño de Balenciaga. La diseñadora Guo Pei fue la encargada de darle todo el protagonismos a Rihanna con una majestuosa capa imperial amarilla, con un trabajo de taller de 50000 horas, bordada en flores sobre seda, acabada en piel y una cola tan larga que requería tres asistentes. El traje incluía un mini vestido rosa y fue una de las pocas piezas firmadas por un diseñador chino.


La actriz y cantante china Fan Bingbing, hizo su aparición con una gran capa en verde esmeralda bordada con motivos orientales donde podemos observar que el diseñador chino Christopher Bu, ha huido de los convencionalismos apostando por dibujos geométricos. Bee Shaffer se mostró muy correcta en un Alexander McQueen en tono cereza con bordados de flores de cerezos y hermosos pájaros que adornan la parte trasera. Al igual que Kate Hudson en un diseño de Micheal Kors y un tocado con aires orientales para su cabello.



Karolina Kurkova lucio en la gala una túnica de seda roja con mangas campana y una voluminosa falsa acampanada corta y con detalles de jacquard de Hilfiger Collection. Con un trabajo de once horas Cara Delevigne se presentó con un jumpsuit negro de Stella McCartney y con un tatuaje temporal realizado por el tatuador Keith "Bang Bang" McCurdy, de flores de cerezos y pájaros decorando brazos y pecho. Otra en pantalon fue Siena Miller con un smoking totalmente de pailletes rojo, de Thakoon que daba la impresión de no tener nada debajo de la chaqueta. De blanco y con aires orientales la actriz china Ziyi Shang nos trae un Carolina Herrera, con cuello mao, manga corta, bordados y broches de rubíes en forma de flor.



Hasta acá con las mejores de la noche, ahora quienes prefirieron no arriesgarse, las que abusaron de las transparencias o no estaban relacionadas con el país asiático.

Como nos tienen acostumbradas J-Lo, Kim Kardashian y Beyonce nos mostraron sus exuberantes cuerpos con transparencias que rozaban el exceso de sensualidad con la vulgaridad y un estilo muy similar una de otra. Jennifer Lopez lucio un diseño transparente con bordado en pedrería roja que daban forma de dragón de Atelier Versace que dejaba sus caderas al descubierto y prescindir de su ropa interior. La socialite desfilo por la red carpet un diseño con cola de plumas, transparencias e incrustaciones de símbolos chinos de Peter Dundas para Roberto Cavalli. La cantante no se quedo atrás y sorprendió con un vestido transparente cuya pedrería cubría estrategicamente sus pechos y partes intimas firmado por Riccardo Tisci para Givenchy.



El vestido rosa doble falda, con bordados florales y lazos que adornaban los tirantes de Prada que vistió Kerry Washinton, era mas apropiado para una premiere que para la gala del MET. Con un estilo ochentoso, Kris Jenner llevo un vestido rojo con hombreras y un cinturón grueso dorado  de Balmain. Firmado por Louis Vuitton la actriz Jennifer Cornelli llevo un aburrido y discreto vestido de encaje blanco.
Una de las caras de Dior suele sorprender con los diseños de alta costura de la firma, pero en esta oportunidad Jennifer Lawrence asistió a la gala con una falda negra ajustada y un top que formaban un conjunto de inspiración asiática que la hacía ver muy grande.




Con una estética grafiti que nada tenía que ver con la muestra pero si haciendo honor a su diseñador, Katy Perry llevo un diseño de Jeremy Scott para Moschino junto a una pequeña cartera en forma de aerosol. Como una novia yendo al altar, Selena Gómez opto por un Vera Wang muy sencillo con tirantes acabados en borlas que lo unían a la influencia china.
Para finalizar elegimos el arriesgado y futurista diseño de Giles con un patronaje y estampado únicos para Solange knowles que se ve como un experimento y quizás en unos años lo podamos entender. 




Podes ver parte de la muestra en la web del MET

You May Also Like

0 comentarios